STREET FOOD EN BERLIN: CURRY-WURST Y MAS EN LA EXCITANTE CAPITAL ALEMANA

Precios desde 1.50 €

Texto y fotos: Lutz Petry

PUERTA BRANDENBURGO

A pesar de las bajas temperaturas que imperan en los meses de invierno, los berlineses no renuncian a una de sus aficiones culinarias favoritas: comer en los interminables puestos callejeros o “Imbiss” que se encuentran en casi cualquier esquina de la ciudad. Bocados rápidos y contundentes que se consumen de pie o en mesas incomodas a precios asequibles. Pero, cuales son los mejores de Berlin? Ante semejante pregunta, prácticamente imposible de contestar, la Guía Gastronómica CDS ha realizado una breve selección de algunos de los locales donde se puede degustar Street Food tipicamente berlines sin morir en el intento.

berlin street food salchichas

La omnipresente “Curry-wurst”, plato inventado en los años 50 y elaborado con salchicha, salsa de tomate enriquecida y curry en polvo, está disponible en infinitas versiones y muchos establecimientos se adjudican su presunta autoría. Por su extremada sencillez y toque picante, se podría comparar con las “Patatas bravas” españolas. Su éxito depende, obviamente, de la calidad de la salchicha empleada -que se elabora con o sin tripa natural- y de la sutileza de una salsa que no debe de estar excesivamente condimentada.

berlin bio curry 1

Curry 36 es uno de los nombre que aparecen en el top ten de todas las listas. Situado en el barrio de moda de Kreuzberg, le avalan más de 30 años de historia. Tampoco  deben de dejar de probarse sus crujientes patatas fritas y la Boulette, hamburguesa típica de Berlin. Witty’s  -situado en Wittenbergplatz, enfrente de los almacenes KDW- se especializa en el uso exclusivo de productos ecológicos -“Bio”, en alemán- lo que le aporta un atractivo especial. Zur Bratpfanne  es uno de los locales con más solera. Inaugurado en 1949, se mantiene fiel a un estilo clásico y genuinamente alemán. Buena ensalada de patatas (“Kartoffelsalat”) al módico precio de 1.30 €.

berlin salchichas kdw

El Dóner Kebab, inventado en 1971 en la capital germana por un adolescente de origen turco, es ya otro de los iconos de la gastronomía popular berlinesa. Ante la avalancha de puestos callejeros que venden este enrollado de carne -cordero, ternera o pollo-, lo mejor es guiarse por el instinto. En las galerías de la estación de Alexanderplatz, por ejemplo, se encuentran varios establecimientos un tanto turísticos que ofrecen una calidad aceptable. Entre sus especialidades  destaca el Baklava, un pastelito de pistachos bastante goloso que se elabora artesanalmente. Pero el Döner más popular de la ciudad lo elabora sin duda Mustafa’s Gemüsekebap (Mehringdamm 32), que solo utiliza ingredientes de calidad como queso feta y verduras asadas frescas. Su único inconveniente: aguantar colas interminables en plena calle a varios grados bajo cero. Otros puntos de interés: Tadim, en Kreuzberg, o Laschet, en Schönhauser Allee.

berlin mercado queso

Mención aparte merecen los mercadillos semanales que se organizan por la ciudad, como el Brandenburger Bauermarkt en Wittenbergplatz, donde además de Panes -una de las grandes joyas culinarias alemanes-, verduras ecológicas y licores caseros se pueden degustar unos fabulosos dips de queso de cabra que se venden al peso en diferentes versiones: de tomate seco, hierbas aromáticas, verduras o mostaza de Dijón. Y si no hay tiempo, en cualquier estación principal de metro (U-bahn) se venden estupendos panecillos o  “Brötchen” rellenos de quesos, embutidos y verduras desde 1.50 €.

BERLIN 2015 CAFE MITTE

Después de esta sobredosis callejera conviene relajarse en Kaffemitte (Weinmeisterstrasse, Mitte), con un académico capuchino, pasteles alemanes y, por que no, una buena focaccia italiana.

 

 

 

Sea el primero en escribir un comentario.

Respuesta


Comparte esta página en:

twitter sharefacebook sharelinkedin sharegoogle plus shareemail sharewhatsapp share