DUKE RESTAURANT: “CUISINE LOGIQUE” EN EL CENTRO DE BERLIN

ELLINGTON HOTEL

Nürnberger Strasse 50-55, Berlin.

Telf.: 0049(30)683154000

Relación calidad-precio: 7 (20-30 €, lunch)

Texto y fotos: Lutz Petry

Duke cocinero 950x534

 

El restaurante Duke, que se encuentra en los bajos del céntrico hotel Ellington, muy cerca de los almacenes KDW, es una de  las grandes revelaciones gastronómicas de la siempre dinámica ciudad de Berlin. No en vano, su joven chef Fabian Glauert (36 años) ha recibido recientemente el título de “Cocinero joven del año”, galardón otorgado por sus propios compañeros de profesión en la capital germánica.

duke sopa

La cocina que practica Glauert, que el mismo define como “Cuisine logique”, se mueve entre la tradición de la cocina alemana y otras propuestas más actuales y cosmopolitas, mezclando con habilidad platos ligeros -muy al gusto de las “buisness ladys” que frecuentan el local- con otros más contundentes. Al mediodía, el restaurante ofrece una carta desenfadada a un precio bastante asequible, teniendo en cuenta la zona y la categoría del restaurante, que se renueva cada semana.

duke pepino

Para combatir el frío que predomina ya en Berlin, nada mejor que una refinada  “Crema de langosta” (10 €) o un delicado  “Consomé con verduras” (6.50 €); tampoco defraudan sus demandadas ensaladas, que en su versión más completa “Duke” (22 €) incluye mezclum de lechuga, setas salteadas, frutos secos y pularda marinada. Con el servicio de pan, se ofrece un dip de queso con hierbas y un aceite de oliva virgen extra español de calidad.

wienerscnitzel

De los platos principales destaca un notable “Wienerscnitzel” (26 €) que se acompaña de mermelada de frutos rojos y de una soberbia ensalada de pepino con patatas; o un buen “Estofado de verduras con pera, hierbas aromáticas y trucha ahumada” (12 €). Como curiosidad, también se ofrece un plato de “Gambas con alioli” (43 €, 1 kg.), pensado para compartir entre varios comensales.

duke postre

En la carta de postres no falta una selección – que se renueva a diario-  de la excelente pastelería alemana clàsica (3.50 €), y otras propuestas mas atrevidas como la “Sopa de frutos rojos con helado de coco y espuma de mango” (6.50 €), plato en el que Glauert despliega  sus  innegables recursos técnicos. Por la noche, la carta se transforma en una propuesta más sofisticada con un menú degustación  (66 € ) prometedor. El servicio es atento, el café mas que aceptable y la oferta de vinos por copas – a precios  algo elevados- suficiente.

 

 

 

Sea el primero en escribir un comentario.

Respuesta


Comparte esta página en:

twitter sharefacebook sharelinkedin sharegoogle plus shareemail sharewhatsapp share